RINOPLASTIA

Consigue una nariz como siempre habías querido

TRATAMIENTO DE RINOPLASTIA

La rinoplastia es uno de los procedimientos más comunes dentro de la cirugía estética. A veces también es conocida por los pacientes como reparación o remodelación de la nariz. Puede hacerse por motivos estéticos como mejorar la armonía facial y las proporciones de la nariz. Por otro lado, también puede realizarse por razones médicas como corregir los problemas respiratorios causados por defectos estructurales de este elemento del rostro.

Si estás pensando en someterte a una rinoplastia, puedes concertar una cita con la Dra. Marisa Manzano para hablar de tus opciones. Durante esa reunión, hablaremos de los objetivos que te gustaría conseguir, de las expectativas que tienes de la operación y de cómo te gustaría cambiar tu nariz.

Ten en cuenta que no existe la nariz perfecta. Sin embargo, la cirugía puede mejorar los rasgos faciales y resaltar tu belleza única y natural. La doctora Marisa Manzano estudiará los rasgos faciales que te hacen único y te ayudará a encontrar los cambios que más mejorarían tu aspecto.

Durante esta primera consulta la doctora también evaluará las estructuras de la nariz y otros rasgos faciales; y también comprobará si tus expectativas son realistas. En este sentido, también tendrá en cuenta tu estado de salud general y discutirá contigo los riesgos, el tiempo de recuperación y los costes que conlleva la rinoplastia.

¿Para qué sirve la rinoplastia?

Cada vez más personas se someten a una rinoplastia para reparar su nariz después de una lesión, para corregir problemas respiratorios o un defecto de nacimiento, o porque no están contentas con el aspecto de su nariz. Esta intervención tiene múltiples beneficios, tantos estéticos como médicos.

Como ocurre con cualquier otro procedimiento de cirugía estética, la rinoplastia puede lograr cambios drásticos en el tamaño y la forma de la nariz. Los bultos y protuberancias pueden alisarse, la nariz puede reducirse de tamaño y una punta caída puede acortarse.

Dado que la nariz es un rasgo facial tan prominente y que se sitúa en el centro de la cara, cambiar su aspecto puede alterar y mejorar drásticamente toda la estética facial. De esta manera puede lograrse una nueva sensación de armonía y proporción en el rostro, además de un aumento en la autoestima y la confianza en uno mismo.

la rinoplastia como tratamiento

Muchas personas se someten a una operación de nariz para mejorar su aspecto, pero esta cirugía también tiene algunos beneficios médicos. Si tienes problemas para respirar por la nariz como resultado de defectos anatómicos, esta operación también puede corregirlos.

Este tipo de problemas anatómicos incluyen un tabique desviado, un colapso de la válvula nasal y una hipertrofia de los cornetes. Si sufres algún problema anatómico, la rinoplastia puede mejorar tu respiración, lo que a su vez puede mejorar la calidad de tu sueño.

Algunas personas experimentan un aumento de las alergias, la congestión y las infecciones como resultado de las deformidades nasales, y una rinoplastia también puede mejorar estos síntomas.

Si tienes cualquier duda sobre si la rinoplastia puede ayudarte a solucionar tus problemas médicos, pide tu consulta con la Dra. Marisa Manzano y esta te asesorará sin compromiso.

¿quién es un buen candidato para la rinoplastia?

La rinoplastia es un procedimiento muy individualizado y personalizado, ya que los objetivos de cada paciente son diferentes. Es ideal para aquellos que buscan cambiar la apariencia de su nariz o los que buscan corregir su nariz tras un accidente.

Por lo general, no se recomienda que los adolescentes se sometan a rinoplastias hasta que cumplan los 16 o 17 años. Esto se debe a que la nariz sigue creciendo hasta ese momento, y este proceso afectará a los resultados de la operación.

Si estas interesado en una rinoplastias, puedes ser un buen candidato si:

preguntas frecuentes sobre la rinoplastia

Los costes de la rinoplastia se han vuelto más asequibles en los últimos años. Sin embargo, pueden variar dependiendo de las necesidades y objetivos de cada paciente. En la primera consulta la Dra. Marisa Manzano te hará un estudio personalizado y preparará un presupuesto único en base al mismo.

Tras la intervención, se te colocara una férula de plástico o de metal en la nariz. La férula ayudará a la nariz a mantener su nueva forma mientras se cura. También es posible que se coloquen paquetes nasales o férulas dentro de las fosas nasales para estabilizar el tabique, que es la parte de la nariz que se encuentra entre las fosas nasales.

La nariz puede sentirse obstruida después de la cirugía y la respiración por la boca provocará sequedad en la garganta. Es de esperar que se produzca una secreción mucosa teñida de sangre a través de las fosas nasales y en la parte posterior de la garganta, que durará de dos a tres días.

Por otro lado también puede haber hinchazón y hematomas alrededor de los ojos, que pueden alcanzar su punto máximo en uno o dos días después de la cirugía. Sin embargo, el dolor durante la operación y la recuperación es mínimo. La nariz parecerá más grande e hinchada durante unas semanas, pero se asienta gradualmente.

Las actividades rutinarias pueden reanudarse a las dos semanas de la intervención, pero el ejercicio extenuante se restringe durante tres semanas; y los deportes de contacto, el buceo o el levantamiento de pesas durante seis semanas.

Los viajes en avión pueden reanudarse aproximadamente una semana después de la intervención; y las gafas pueden llevarse en el puente de la nariz después de una semana.

Los efectos secundarios son los efectos no deseados, pero en su mayoría temporales, que muchas personas sufren después de someterse a la intervención. Los efectos secundarios de la rinoplastia incluyen:

  • Dolor, hinchazón y hematomas sobre todo alrededor de los ojos durante una o dos semanas.

  • Dificultad para respirar por la nariz, que debería mejorar a medida que la inflamación disminuye.

  • Ligeras hemorragias nasales durante uno o dos días.

  • Sensibilidad al sol. Es necesario usar un protector solar fuerte, especialmente en la nariz, y un sombrero durante al menos seis meses después de la operación.

Aunque la rinoplastia es un procedimiento relativamente seguro y fácil, la curación puede llevar un tiempo. La punta de la nariz es una zona especialmente sensible y puede permanecer adormecida e hinchada durante meses.

Es probable que te recupere por completo en unas semanas, pero algunos efectos pueden persistir durante meses. Podría pasar un año entero antes de que puedas apreciar plenamente el resultado final de la cirugía.

Si has tomado la decisión de explorar cómo una rinoplastia puede ayudarte a lograr la apariencia que deseas, entonces es el momento de programar una consulta con la doctora Marisa Manzano.

QUÉ OPINAN MIS PACIENTES

Anónimo
Read More
La doctora Manzano me operó de los pechos y todo fue muy bien. Es una persona muy humana. ¡La recomiendo!
Anónimo
Read More
Es una gran profesional, de trato humano y eficiente. Me está tratando por rejuvenecimiento facial con diferentes técnicas de su especialidad y puedo asegurar que ha sido un resultado inmejorable.
Previous
Next

¿Empezamos?

Ponte en contacto conmigo y da el primer paso hacia la imagen que siempre has querido.

ACCEDE A TU TRATAMIENTO CON FINANCIACIÓN PERSONALIZADA